• slide_in04
  • slide_in03
  • slide_in02
  • slide_in01

Noticias

Alimentación sana, clave también para protegerse ante el COVID-19

18/03/2020

A medida que todos, poco a poco, nos estamos acostumbrando a esta nueva vida dominada por una situación de alarma sanitaria, con un país paralizado y con científicos e investigadores afanados en encontrar antivirales y vacunas a contrarreloj para hacer frente al coronavirus, la población, sumida en un imperativo y necesario #QuédateEnCasa, también está tomando medidas preventivas y buscando cómo protegerse ante el COVID-19.

¿Las principales? Las higiénicas. Permanecer en cuarentena en casa y lavarse las manos constantemente está siendo las recomendaciones más difundidas en las últimas semanas por su efectividad. Son nuestra particular “arma” en esta batalla que vamos a superar juntos, ¡ya lo verás!

Desde Melgarejo, extra virgin, si estás leyendo este artículo, te animamos encarecidamente a que las lleves a cabo en la medida de lo posible. Solo así podremos recuperar antes la normalidad. Solo así, volvemos a abrazarnos y a besarnos y a disfrutar de nuestra preciada libertad.

Pero, en otro orden de recomendaciones que todos podemos vigilar entre las cuatro paredes de nuestra casa, hay una muy importante: cuidar nuestra alimentación.

CÓMO PROTEGERSE ANTE EL COVID-19

Una alimentación sana también es clave para protegerse ante el COVID-19. La respuesta inmunopositiva también resulta esencial para estar sano y combatir el virus. El aceite de oliva virgen extra, la base de nuestra poderosa dieta mediterránea, tiene también un papel protagonista. Y, por suerte, todos tenemos en casa.

Mantener una alimentación sana y equilibrada es uno de esos hábitos, un pilar fundamental que puede ayudarnos a proteger y a mantener fuerte nuestro sistema inmune, es decir, la defensa natural de nuestro cuerpo contra las infecciones.

En una sociedad industrializada en la que han cambiado los hábitos alimenticios y los ultraprocesados han ganado terreno en muchas casas, han supuesto una mayor susceptibilidad de las personas frente a los agentes patógenos e incluso frente a sus propias células tumorales.

En este contexto, en los últimos años se está dirigiendo la atención al papel de la nutrición en cuanto al sistema inmunológico. Las vitaminas, las sales minerales, los ácidos grasos… Todo aquello que hace que el engranaje de nuestro cuerpo funcione.

Los ácidos graso intervienen en varias funciones inmunológicas. Participan regulando los procesos antiinflamantorios pudiendo ser beneficiosos para el tratamiento de algunas enfermedades autoinmunes y claves en la regulación del sistema inmune en general.

Multitud de estudios avalan los beneficios del aceite de oliva virgen extra para la salud. Posee un contenido de ácidos grasos monoiinsaturados (AGMI y MUFA), de los cuales el más importante es el oleico. Además, los tocoferoles que contiene, de los cuales la vitamina E es el más activo biológicamente tienen un gran poder antioxidante.

Para el aparato digestivo y el hígado, su consumo en ayunas reduce la acidez gástrica, porque forma una película en la pared gástrica. También favorece el tránsito intestinal, mejora la absorción de nutrientes, sobre todo calcio, magnesio, zinc y vitaminas del grupo B, optimiza el trabajo del hígado, la vesícula biliar y el páncreas. A nivel cardiovascular, disminuye el colesterol ‘malo’ y aumenta el ‘bueno’.

 

FALSO MITO SOBRE EL ACEITE DE OLIVA

Aunque el extra virgen, como has podido comprobar, tiene numerosos beneficios para fortalecer nuestro sistema autoinmune, hay que escoger siempre un aceite de oliva virgen extra de máxima calidad. (¡No todos son lo que dicen ser!)

Aunque es cierto que la mejor manera de consumir el producto es en crudo ya que preserva sus nutrientes esenciales, algunas lenguas aseguran que no es el mejor aceite para freír. Y eso es falso, como otros mitos que rodean al oro líquido y que ya te contamos aquí.

El aceite de oliva virgen extra es el mejor aceite para freír, debido a su mayor resistencia a la termoxidación con respecto a otros aceites. Además en recientes estudios, se ha demostrado que aún a temperaturas altas, el aceite de oliva virgen extra sigue conservando algunos de sus compuestos minoritarios tales como polifenoles que son antioxidantes naturales.

 

MELGAREJO, EXTRA VIRGEN: MÁXIMA CALIDAD

El aceite de oliva virgen extra Melgarejo proviene de la selección de un zumo natural de la la perfecta selección de los frutos y la molturación en el punto óptimo de maduración de la aceituna. Esto genera una conservación de todas las características y propiedades de las variedades que garantizan la plenitud aromática y el sabor más intenso del aceite.

Cuida tu salud ahora más que nunca. Aprovecha los beneficios, sabor y aroma de Melgarejo, extra virgin en todas las ganas que puedes encontrar en nuestra tienda online.